Cómo evitar percances inesperados con tu vehículo familiar en Murcia

¡Está comprobado! ¡Le pasa el 80% de los murcianos! Solo se va al taller por una avería grave, cuando se para el coche de golpe en la carretera, o incluso cuando tenemos un percance con nuestro vehículo ¿Sabías que una revisión a tiempo puede prevenir estas situaciones que pueden poner en peligro a los tuyos?

¿POR QUÉ NOS EMPEÑAMOS EN PONERNOS EN LA PEOR SITUACIÓN?

En este artículo te vamos a dar algunas pistas para que sepas cuando es necesario llevar tu coche al taller, con el objetivo de prevenir problemas mayores, y tener la tranquilidad de que nada puede fallar.

Algo extraño le pasa a mi vehículo…

No son pocas las veces que nuestros vehículos nos dan señales. Puede que algún componente electrónico del coche no funcione. Es posible que se te haya encendido un piloto, así que estate atento a lo que el mismo coche te pueda decir.

Muchas veces a través de ruidos o fallos en los pedales también podemos darnos cuenta de que algo no va bien. Lo mejor que puedes hacer es no dejar pasar el tiempo y llevar el coche al taller cuanto antes, para que la cosa no vaya a más…

Atento a los ruidos

Muchas veces escucharemos ruidos que quizás no habíamos oído antes. Por ejemplo, los discos de freno empezarán a chirriar excesivamente cuando están gastado, o por ejemplo, si la dirección hace sonidos agudos al girarla, es otro indicativo de que le falta líquido refrigerante.

Lo mejor que puedes hacer en este caso es acudir a tu taller de confianza y describir los ruidos. Si son mecánicos con experiencia localizarán el problema enseguida.

Olores raros en el vehículo

Los olores pueden ser indicativo de varios problemas comunes. Por ejemplo puedes tener una fuga de combustible. Si el olor es desagradable es posible que el catalizador esté dando problemas.

Luces en mal estado

Las luces de los coches se desgastan rápido, algunas pueden tener errores de fábrica que hacen que fallen antes de tiempo. Por seguridad y para ahorrarte multas, ten siempre las luces en perfecto estado.

Revisa el coche periódicamente

No solo antes de enfrentarte a un gran desplazamiento, de hecho revisar lo básico del coche una vez al mes es una sana costumbre.

Presta especial atención a la presión de las ruedas. Al menos 1 vez al mes revisa esto último, es algo que casi nadie hace y que te ahorrará muchos problemas en el futuro. No te olvides tampoco de revisar el nivel de aceite.

Un testigo encendido

Como hemos comentado, mucha veces es el propio sistema electrónico del coche el que te avisa de un posible error. Es importante que revises estas señales y que las hagas caso, que para eso están.

Color del humo

Ten cuidado con los colores que produce tu coche a través del tubo de escape. El color azul es el mayor indicativo y una pista sobresaliente para saber que algo no va bien. Esta tonalidad puede estar advirtiendo de que ha entrado aceite en la cámara de combustión, o que alguna pieza del motor como el turbo están desgastados.

Como siempre ante todo lo mejor es la prevención. Si eres responsable con el mantenimiento de tu coche, a la larga, ahorrarás mucho dinero y seguridad. Además estarás menos estresado, ya que los problemas con tu coche serán una cosa menos de la que te tengas que preocupar.


Regalamos 10 revisiones gratuitas para tu vehículo familiar

¡Así es! Con el objetivo de seguir con nuestro compromiso de velar por tu seguridad y la de tu familia, regalamos 10 revisiones GRATUITAS en la que haremos un diagnóstico a tu vehículo ¿QUIERES CONSEGUIR UNA DE ELLAS?

👇  ¡HAZ CLIC! 👇